No voy en tren, voy en avión | Dr. Balbi
Vacaciones en familia
13 enero, 2016
Los años no vienen solos
26 enero, 2016
Mostrar todos

No voy en tren, voy en avión

Llevar a las mascotas de viaje requiere cumplir con una serie de trámites y obligaciones, como los requerimientos según el transporte o la normativa vigente en el destino u hospedaje elegidos. Si la idea es viajar en avión te acercamos unos consejos para tener en cuenta antes del merecido descanso.
(Texto en la publicación): Si la idea es viajar en avión, las compañías aéreas recomiendan iniciar las gestiones relacionadas con el vuelo con tiempo, “al menos  con 48 horas de anticipación”. Como regla general, para todas las empresas aéreas, se deben presentar el certificado veterinario de buena salud y antirrábico, emitido con no más de una semana de anterioridad a la partida del vuelo, y el certificado de vacunación. Además, como en general no se permiten mascotas en la cabina (a menos que se trate de un perro lazarillo), deben viajar en una jaula (provista por el pasajero), con fondo impermeable y en la bodega.
Para destinos en el exterior, es importante comunicarse con bastante anticipación con el consulado o embajada del país a visitar y con el Senasa para conocer los requisitos exigidos en materia de transporte de mascotas. Por ejemplo, algunos países como España y Alemania, no admiten determinadas razas como Pit Bull Terrier o Bull Terrier; hay quienes demandan que el animal esté identificado con un microchip o ponen restricciones en el ingreso según la edad.